Semblanza de Víctor Lewis, pintor colonense...

17.09.2010 00:44

 

Víctor Lewis, un pasado hecho presente

Por René Hernández.

 

Los artistas saben quedarse en la vida después del suceso triste de la muerte física. Cuando los artistas entienden que su obra es la sobrevivencia con la que seguirán acompañando a quienes fueran sus contemporáneos o a las generaciones del porvenir, entonces se comprometen en el amor a su oficio. Admirar los cuadros del artista colonense Víctor Lewis es recordar la vida de una persona sencilla, especial, con grandes dotes y un alma artística que no tenía comparación.

Cuadros, cuadros y más cuadros es lo que rodea a Víctor Lewis, el gran pintor colonense muy orgulloso de su procedencia. Al vender sus cuadros, sentía que dentro de sí lo despojaban de algo interno.

Para el pintor, sus cuadros tenían tanto valor que no encontraba un precio para su arte. El sostenía que si una persona realmente le gustaba el cuadro pagaría lo que fuera para obtenerlo.

Él prefería admirarlo en su taller como una medalla, como un gran premio. Aspiraba a que su trabajo fuera admirado y entendido.

Era pues, Víctor Lewis, un admirador de lo bello, de los colores, de los dibujos. Era un hombre de familia. Su familia era lo más importante para él. Era respetado, admirado, querido, por sus hijos, como también de muchos vecinos, amigos y colonenses en general.

Trató siempre de dejar el nombre de Colón en alto con sus pinturas, porque la series de sus cuadros nos demuestran "El Colón Que Se Fue". De la misma manera que él se nos fue, pero nos queda el recuerdo de sus cuadros: las casas de madera con colores fuertes, colonenses caminando, vendiendo, sentados, parados, de día, de noche, en balcones, en tiendas, con números de lotería, propaganda de cerveza, soda, comida, estos fueron los pequeños detalles que hacían trascender a los cuadros de Víctor Lewis.

Sus cuadros representan lo que él también recordaba en su juventud, esas calles alegres con sus faros. Los niños jugando alegremente, no había tristeza en sus cuadros, todo era vivencias diarias del colonense. Ese Colón que ya se fue y que solo perdura en los cuadros plasmados por su autor.

Son entonces los únicos y los últimos de la colección de Víctor M. Lewis, el fue imitado por muchos, "el que inició el arte primitivo en Panamá", el que dejó un legado en su arte. Este arte que se fue con él y por el que hoy nos reunimos para darle el penúltimo homenaje que se merece.

Aunque físicamente Víctor Lewis nos abandonó, hoy y siempre permanecerá con nosotros enseñándonos la vida que se nos fue, porque como lo muestra su arte, el pasado, todos los pasados, incluso los que no nos han tocado vivir, son el tiempo que hemos perdido para siempre. Solo el arte nos permite recuperarlo. Nuestro artista encontró el pasado para nosotros, nos buscó la vida con su pincel.

OTRAS EXPOSICIONES.

En 1978 expone en colectiva para inaugurar la Galería INAC, es invitado especialmente por el Director del Museo Latinoamericano de la Organización de los Estados Americanos (OEA), Dr. José Gómez-Sicre, para exponer sus obras en esta exposición Don Víctor Lewis expone 30 cuadros causando éxito completo.

De esta muestra, ha dicho el doctor José Gómez-Sicre "Víctor Lewis es un gran pintor que penetra en la temática panameña, por ello el Museo Latinoamericano de la OEA ha adquirido uno de sus valiosos cuadros, y esperamos que el pueblo panameño lo sepa en beneficio suyo". En este mismo año participa en la colectiva para inaugurar la Galería Marco Mundial y en la Galería del INAC en honor del encargado de la Embajada del Brasil.

En 1979 uno de sus cuadros es seleccionado en el Concurso Xerox, para exponer en San Salvador. Dona un cuadro a la subasta de Arte llevada acabo por la esposa del Embajador de los Estados Unidos, el dinero recaudado fue destinado a la niñez necesitada en Panamá.

En 1980 participa en la Exposición 29 Pintores Panameños INAC, y en el Concurso de la Federación de Asociaciones de Esposas de Abogados. En 1981 participa en la colectiva de Pintores colonenses en honor a Bruce Motta, Hotel Washington, recibe Mención Honorífica en el Concurso PANARTE, participa en la inauguración de la Galería de la Caja de Ahorros, Exposición de Cinco Pintores el cinco de noviembre en Honor al Ministerio de Vivienda auspiciado por el INAC. Diez años de pintura primitiva, INAC Hotel Washington y participa en el Concurso de Arte Pictórico de PANARTE auspiciado por la Azucarera Nacional. En 1982 colectiva de la plástica colonense en honor al Presidente de la República doctor Aristides Royo.

En 1983 exposición de pintores colonenses "Pintura y Poesía" Galería de Arte en el Chase Manhattan Bank en Colón en honor al ingeniero Leopoldo Benedetti. En 1984 participa en la exposición de pintura en homenaje al doctor José Gómez-Sicre quien fue Director del Museo de Arte Contemporáneo de América Latina 1976 - 1983. En 1985 Exposición Colectiva Iberoamericana de Pintura, Consejo Municipal de Colón. En 1986 exposición de "Siete Pintores colonenses" en Galería Mary de Bernal, participó en la exposición en The Gallery en Fort Davis, Colón y participó en el VI Concurso Nacional de Pintura, INAC. En 1887 exposición de artistas colonenses para la Inauguración de la Dirección General del Ferrocarril de Panamá, colectiva de pintores colonenses 59 versión en honor del licenciado Julio Luque en el Hotel Washington Hyatt. En 1989 expone para el Grupo Experimental del Cine Universitario.

En 1982, en agosto, en homenaje por el INAC para promover el arte en Panamá en la ciudad de Colón exhibe toda su colección de arte primitivo, alrededor de 33 cuadros. Y, finalmente, Es homenajeado por el Grupo Experimental de Cine Universitario (GECU) al lado de otros valores artísticos en la Universidad de Panamá.

Fuente: http://www.critica.com.pa/archivo/12062009/especiales.html#ixzz0zlKUNJ9v